ACTUA DENUNCIA LA TEMPORADA TURISTICA MAS CAOTICA DE LA HISTORIA DE BALEARES

Este verano se está sufriendo un auténtico caos en Baleares, principalmente en Mallorca. Las noticias sobre continuos vertidos de aguas fecales o no depuradas, atascos monumentales ante la falta de mejora de las carreteras, y falta de seguridad en zonas turísticas se repiten a diario, lo que ya está provocando los primeros efectos negativos con una disminución de reservas respecto al año pasado.

ACTUA considera que el gobierno balear aplica políticas abiertamente contrarias al turismo en lo que constituye un suicidio económico para una comunidad autónoma cuya principal industria es la turística.

ACTUA pone como ejemplo de la turismofobia de los actuales gobernantes la dejadez en la reparación de las depuradoras que casi a diario vierten residuos en las playas, trabajos de jardinería en carreteras o asfaltado de las calles principales de Palma en plena temporada alta, o permitir acciones contra el turismo por parte de grupos separatistas. A lo que hay que añadir las políticas activas que perjudican el sector turístico como la aprobación del decreto de la posidonia, que es una excusa para perjudicar al sector náutico, o la ecotasa que hace que Baleares sea menos competitiva mientras su recaudación no se destina a mejorar el medio ambiente.

La mayoría de las familias de Baleares tendrán dificultades económicas en los próximos meses gracias a las políticas del gobierno balear. Si ACTUA Baleares - VOX obtiene responsabilidad de gobierno se compromete a derogar la ecotasa, a mejorar las infraestructuras, y aplicar políticas que permitan a las empresas turísticas desarrollar sus negocios y crear empleo estable.


Foto: Playa Can Pere Antoni de Palma (Mallorca Confidencial)